Roca donde posó Arca de la Alianza ¿Desenterrada?

La inusual roca -una enorme losa de piedra que descansa sobre dos rocas- dejó perplejos a los arqueólogos.
ENLABRECHA.MXComenta la Nota

Notas recomendadas

Los arqueólogos en Israel han descubierto una estructura como de un templo y una gran roca que, según ellos, puede ser la descrita en 1 Samuel - y de ser así, habría jugado un papel en el Arca de la Alianza que albergaba los Diez Mandamientos.


Un equipo de la Universidad de Tel Aviv que excavaba cerca del yacimiento de Beth Shemes, en las afueras de Jerusalén, descubrió una estructura aparte de la zona residencial que tenía paredes robustas y que data de la época de los israelitas bíblicos. También encontraron pilas de huesos de animales.


“Hay muchas pruebas de que se trata de un templo”, dijo a Haaretz el arqueólogo Shlomo Bunimovitz, de la Universidad de Tel Aviv. “Cuando miras la estructura y su contenido, está muy claro que no es un espacio doméstico estándar, sino algo especial”.


Sin embargo, es la inusual roca -una enorme losa de piedra que descansa sobre dos rocas- lo que dejó perplejos a los arqueólogos. Inicialmente, creyeron que era un pilar que se había caído.


“Pero pronto nos dimos cuenta de que se trataba de una mesa”, dijo al periódico el arqueólogo Zvi Lederman, de la Universidad de Tel Aviv.


 

LA MESA DE PIEDRA RESIDE EN EL INTERIOR DEL TEMPLO


Tanto Bunimovitz como Lederman creen que la mesa podría haber sido un lugar de descanso para el Arca de la Alianza que se describe en 1 Samuel. 1 Samuel 4-5 habla de los filisteos que capturaron el Arca de la Alianza pero que luego fueron castigados por Dios por tenerla en su posesión. Luego, en 1 Samuel 6:13-15, los filisteos devuelven el Arca:


“Y los de Bet-semes segaban el trigo en el valle; y alzando los ojos vieron el arca, y se regocijaron cuando la vieron. Y el carro vino al campo de Josué de Bet-semes, y paró allí donde había una gran piedra; y ellos cortaron la madera del carro, y ofrecieron las vacas en holocausto a Jehová.

 

"Y los levitas bajaron el arca de Jehová, y la caja que estaba junto a ella, en la cual estaban las joyas de oro, y las pusieron sobre aquella gran piedra; y los hombres de Bet-semes sacrificaron holocaustos y dedicaron sacrificios a Jehová en aquel día”.


Esta “gran piedra” es la que los arqueólogos creen que puede ser la mesa de piedra que descubrieron. El Antiguo Testamento dice que el Arca de la Alianza estaba alojada en el tabernáculo y luego en el Templo de Jerusalén - aunque también, en un tiempo, descansó sobre una gran roca. Primera de Samuel 6,18 dice:

 

“La gran roca sobre la que los levitas pusieron el arca de Jehová es testigo de este día en el campo de Josué de Bet Semes”. “Este sería un caso raro en el que podríamos fusionar la narración bíblica con un hallazgo arqueológico”, dijo Lederman a Haaretz.


  Infor de la imagen. Derechos de imagen reservados (Haaretz, Christian Headlines, EvangélicoDigital). 

 


19/12/19
< Regresar

Comenta la Nota