"La ola perfecta", film del hijo de Clint Eastwood

La actriz Rachel Hendrix –de fe cristiana, protagonista de "October Baby"- habla de "La ola perfecta", film de testimonio cristiano que protagoniza con Scott Eastwood.
ENLABRECHA.MXComenta la Nota

Scott Eastwood y Rachel Hendrix, la estrella de cine que protagonizó en 2011 la película "October Baby", llegan como actores destacados en una nueva película de testimonio cristiano basada en hechos reales.

 

“La ola perfecta" llegará a los cines dentro de un mes con el subtítulo de "una visión de la eternidad" (a glimpse into eternity).

 

Esta nueva película que aborda la fe cristiana se basa en historia real del pastor Ian McCormack, quien creció viviendo intensamente el surf en su Australia natal antes de que un inesperado evento cambiase totalmente su vida y le llevase a un encuentro con Jesús.

 

Se suma así a otras muchas películas recientes de éxito con temática o contenido cristiano como "El cielo es real", “Noé", “Dejados atrás", y “Dios no está muerto".

 

Sin olvidar a la otra gran película de testimonio cristiano vinculado al surf, la vida de Bethany Hamilton en "Alma surfera". Y (¡por fin!) una película hecha en España, la opera prima de Joel Arellanes "En apatía".

 

Rachel Hendrix es una de las protagonistas centrales en "The Perfect Wave". Ella protagonizó en 2011 la película pro vida "October Baby", también basada en una impactante historia real.

 

A su lado está el actor principal del film, Scott Eastwood, hijo del grande de Hollywood Clint Eastwood. A ellos se añade un elenco de actores de calidad, entre los que se encuentra Cheryl Ladd entre muchos otros.

 

La actriz cita su fe en Jesús como una luz que guía su carrera, y relata que la oración fue una de las bases de trabajo para el equipo que realizaba "The Perfect Wave". Para ella, al igual que "October Baby", "The Perfect Wave" también lleva un impactante mensaje de testimonio cristiano para el público.

 

 

 

 

LA TRAMA DE LA PELÍCULA

 

 

En "La ola perfecta", Ian (interpretado por Eastwood) es un enamorado del surf que anhela siempre nuevas aventuras. Por ello se embarca en un viaje con su mejor amigo para volar con sus tablas sobre las mejores olas del mundo, desde Australia hasta África. Sueñan con encontrar la "ola perfecta".

 

Sin embargo, después de enamorarse de Annabelle (Hendrix), Ian se queda en las islas Mauricio, cerca de las costas de África. Allí su vida cambia para siempre. Durante una noche fatídica, mientras está nadando, Ian es picado varias veces por medusas venenosas capaces de matar a una persona con sólo una picadura.

 

Es llevado al hospital, donde le declaran clínicamente muerto. Pero para sorpresa de todos Ian, milagrosamente, despierta totalmente transformado como persona y con una nueva comprensión de la vida y de Jesucristo.

 

 

ENTREVISTA CON RACHEL HENDRIX

 

 

"Creo que cualquiera al que le guste la naturaleza o le encante el mar, y a los que se identifican con la fiebre de vivir nuevas aventuras, disfrutará de esta película", explica la actriz. "Yo también soy así como creyente, busco siempre cosas nuevas y procuro disfrutar de la belleza, experimentar esa parte agradable de la vida, un regalo que podemos vivir y en el que se encuentra la belleza de la creación.

 

"Pero creo también que la gente queda atrapada en ese movimiento de buscar siempre otra experiencia y otra, y no pueden estar quietos en los intermedios, que es cuando Dios nos habla más claro", agregó. "Creo que esta película va a llegar a ese tipo de gente que necesita tomar un segundo, pararse y echar un vistazo a su vida, y preguntarse cuál es su propósito, ¿para qué vivo?"

 

"La voz de Dios es más fuerte en los momentos de tranquilidad, y cuando estamos siendo probados. No cuando estamos en la cima de la montaña, sino en el desierto", declara la actriz en una entrevista a CP.

 

"Ian, al que tan bien expresa Scott Eastwood, vive moviéndose de un lado a otro, experimentando cosas agradables que se pueden disfrutar, pero que le atan a un estilo de vida que le hace daño y que busca sólo su propio placer y ser su propio dios.

 

"Creo que lo correcto es preguntarse: ¿Qué hago aquí, cuál es el propósito de mi vida? A esto responde la película de una forma que nos atrae a la gracia y la verdad de Dios. He tenido mucha suerte de poder elegir sólo proyectos que tienen buenos temas y en los que creo", dice Hendrix.

 

Cuando se le pregunta qué consejo le daría a alguien que está luchando con el sentido de la vida como Ian en "The Perfect Wave", Hendrix cita CS Lewis: "Si nos encontramos con un deseo que nada en este mundo puede llenar y satisfacer, la explicación más probable es que ese deseo fue creado en otro mundo".

 

"Teniendo esto en mente, muchas de las cosas que consideramos importantes son fugaces. Lo realmente importante es saber que hemos nacido por una razón y descubrir cuál es. Cada uno de nosotros somos únicos y diseñados con un propósito.

 

"Hasta que descubrimos cuál es, no podemos vivir al máximo con el potencial con que Dios nos diseñó. Creo que eso es lo que pasó con Ian. Jesús le habló tan claramente a él, que él vive el resto de su vida viviendo con ese fin, y es un ejemplo perfecto." (The Christian Post, Protestante Digital).

  


29/06/14
< Regresar

Comenta la Nota

Suscríbete Gratis!!

Recibe en tu correo nuestro boletín diario de noticias.

Envíanos tus Comentarios

Tú comentario es importante para nosotros.

Hombre Mujer Escribe aquí el número que tiene la imágen.
VIDEOS