Cómo derrotar dudas y alimentar tu fe: Joyce Meyer

ENLABRECHA.MXComenta la Nota
He desarrollado una “actitud de vida” que me hace más que un vencedor en Cristo Jesús: “Voy a terminar mi curso, disfrutar el camino, cumplir mi destino y tener todo por lo que ¡Jesús murió para que tenga!”

Antes de aprender a vivir con esta actitud, luché con dos cosas con las que el diablo a menudo me atacaba: la duda y la incredulidad.

La duda y la incredulidad son un gran problema para los cristianos. Estas son negativas y desalentadoras. Nos hacen tomar pobres decisiones, que hacen la vida difícil.
 
Nos hacen decir cosas como: “Ojalá pudiera perder peso”, u “Ojalá mis hijos se comportaran”, u “Ojalá pudiera mantener mi casa limpia”, u “Ojalá tuviera mejores relaciones”.

Necesitamos dejar de desear cosas y decidir cambiar nuestra mente de que Dios nos ayudará a tener sabiduría para tomar buenas decisiones y a superar nuestras pruebas y tribulaciones, si ponemos nuestra fe en Él.

Y la duda y la incredulidad interrumpen la fe.

 
LUCHA

Otra manera en que luchamos con la duda y la incredulidad es pensando que Dios no nos ayudará porque no hemos hecho todo bien. O creer que Dios está dispuesto a ayudar a otras personas, pero a mí no.

Pero Dios no espera de nosotros la perfección. Dios trabaja en nuestras vidas a través de la fe. Él quiere que confiemos en Él, creamos en Él, tengamos fe en Él y tengamos una actitud positiva y esperanzadora. Él quiere que tengamos la expectativa de que Él haga cosas buenas en nuestras vidas.

Cada día tienes que decir: “Hoy algo bueno me va a suceder. ¡Apenas puedo esperar para ver lo que Dios va a hacer en mi vida el día de hoy! ”

Y especialmente necesitas decir esto cuando el diablo trate de inundar tu mente con dudas. La forma de combatir al diablo es abrir la boca y decir lo que Dios dice. No deje que el diablo use tu mente como basurero.

 
DUDA DE TUS DUDAS

Puedes estar pensando, simplemente no puedo evitarlo … Ojalá pudiera creer y no dudar. ¡Pero la verdad es que puedes! Dios no nos dijo que creyéramos en Él si no fuera posible para nosotros hacerlo. Podemos derrotar la duda y la incredulidad si sabemos cómo hacerlo.

Entonces, ¿Cómo lo hacemos? ¿Cómo creer en Dios y vivir por fe? Romanos 10:17 (NVI) nos dice cómo: “La fe viene por el oír, y el oír por la palabra de Dios”.

La clave aquí es la Palabra de Dios. Necesitamos amar la Palabra de Dios e ir tras ella como si fuéramos a buscar comida cuando realmente tenemos hambre. Cuando estamos con hambre, generalmente hacemos lo que tenemos que hacer para conseguir comida.

La Palabra de Dios es medicina para nuestra alma y la comida que necesitamos para mantener nuestro espíritu fuerte.
 
Tiene poder inherente para cambiar nuestras vidas cuando se mezcla con la fe. Al estudiar y hablar la Palabra, asegúrate de hablar también de las cosas buenas que Dios ha hecho y no de los problemas. ¡Decide dudar de tus dudas!

En Lucas 4, cuando Jesús estaba en el desierto, el diablo vino a tentarlo. Cuando el diablo le habló, Jesús respondió: “Está escrito …” y citó la Palabra de Dios. Él usó la Palabra como un arma para superar las mentiras del enemigo.

 
ALIMENTA TU FE

Podemos hacer lo mismo. Podemos responder a los pensamientos que el diablo trae a nuestra mente con la verdad de la Palabra de Dios. Podemos alimentar nuestra fe con la Palabra, en lugar de alimentar la duda con las mentiras del diablo. Y cuando pasas tiempo con personas que alimentan tu fe, esto animará tu fe en Dios.

Rechaza ser un cristiano perezoso y rehúsa a una actitud pasiva y apática. Siendo determinado a hacer tu parte para construir tu fe. Nunca te des por vencido ¡Y derrotarás la duda y la incredulidad! (Tomado del sitio oficial de Joyce Meyer).

 

 


10/02/18
< Regresar

Comenta la Nota

Suscríbete Gratis!!

Recibe en tu correo nuestro boletín diario de noticias.

Envíanos tus Comentarios

Tú comentario es importante para nosotros.

Hombre Mujer Escribe aquí el número que tiene la imágen.
VIDEOS