Canadá pide al Papa que se disculpe por genocidio

Trudeau pide al Papa Francisco una disculpa para avanzar hacia la reconciliación.
ENLABRECHA.MXComenta la Nota
El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha explicado que en su reciente encuentro con el Papa Francisco le pidió que ayude al país a avanzar en “una verdadera reconciliación” emitiendo “una disculpa” desde la Iglesia Católica por su papel dañando a las comunidades aborígenes.

Según un informe realizado por la Comisión de Verdad y Reconciliación en Canadá en el año 2015, desde 1840 hata 1996 unos 150.000 niños aborígenes fueron separados de sus familias para ser enviados a internados católicos.

Esta práctica llevada a cabo por las autoridades canadienses, con el apoyo de la Iglesia Católica, pretendían forzar la “asimilación” de los aborígenes en la sociedad canadiense.
 
En los internados no se permitía a los niños hablar en su idioma autóctono y miles de ellos fueron víctimas de abusos emocionales, físicos y sexuales. 

Algunos de los sobrevivientes culpan a esa experiencia traumática por la alta incidencia de problemas de pobreza, alcoholismo, violencia doméstica y suicidio que hay en sus comunidades en la actualidad.
 
El informe calificó lo ocurrido como “genocidio cultural”.

La Comisión también confirmó que, a mediados del siglo XX, los indígenas internados fueron utilizados en experimentos “científicos” en los que se les negó alimentos y cuidado médico.

“Estas medidas eran parte de una política coherente para eliminar a los aborígenes como pueblos diferentes y asimilarlos en la mayoría de la sociedad canadiense en contra de su voluntad”, dice el documento.


AVANZAR HACIA LA RECONCILIACIÓN

Aunque en 2008 el entonces primer ministro de Canadá, Stephen Harper, se disculpó con los sobrevivientes de lo ocurrido en estas escuelas, el informe señala que hay una urgente necesidad de reconciliación y que el país debe pasar de las disculpas a la acción.

El lunes, el sucesor de Harper al frente del gobierno de Canadá, Justin Trudeau, dio un paso en esa dirección al pedirle al papa Francisco que se disculpe por el papel de la Iglesia católica dentro de esas escuelas en las que los niños aborígenes sufrieron incontables abusos.

“Le dije cuán importante es para los canadienses avanzar hacia una verdadera reconciliación con los pueblos aborígenes y destaqué cómo él podría ayudar emitiendo una disculpa”, comentó Trudeau a la prensa al salir del encuentro con el pontífice en el Vaticano.

La emisión de una disculpa por parte del Papa es una de las medidas propuestas por la CTR como parte del proceso de sanación de los sobrevivientes.

Aunque el Vaticano no realizó ningún comentario relacionado con la solicitud de Trudeau, sí confirmó que Francisco mantuvo una charla “cordial” durante unos 36 minutos con el mandatario canadiense y que la conversación “se enfocó en los temas de la integración y la reconciliación, así como en la libertad religiosa y cuestiones éticas”.

Trudeau, quien personalmente se disculpó con los sobrevivientes, destacó que el papa Francisco ya había ofrecido una disculpas similares por los malos tratos sufridos por las comunidades aborígenes en América del Sur durante la era colonial.

En 2009, el antecesor de Francisco, Benedicto XVI, expresó su dolor por los abusos cometidos en Canadá.


NO SOLO ESCUELAS CATÓLICAS

El plan de las escuelas de integración aborigen no solo incluia a centros católicos, aunque eran la mayoría (54%). El resto de escuelas eran gestionadas por la Iglesia Anglicana de Canadá (25%), la Iglesia Unida de Canadá (16%, protestante reformada) y la Iglesia Presbiteriana (2,5%).

El reconocimiento de los errores y las disculpas desde estas iglesias se han producido desde la década de los 90. Así, en 1986 la iglesia Unida de Canadá se disculpó por su acciones en la colonización, y en 1996 por su papel en estos centros residenciales.

Por su parte el arzobispo Michael Peers, de la Iglesia Anglicana de Canadá, se disculpó con los supervivientes de las escuelas residenciales en 1993.
 
La Iglesia Presbiteriana, por su parte, adoptó una confesión en su Asamblea General de Toronto en 1994, reconociendo su papel en las escuelas residenciales y pidiendo perdón (Religion News Service, Religion Digital, BBC Mundo, Proestante Digital).

 


03/06/17
< Regresar

Comenta la Nota

Suscríbete Gratis!!

Recibe en tu correo nuestro boletín diario de noticias.

Envíanos tus Comentarios

Tú comentario es importante para nosotros.

Hombre Mujer Escribe aquí el número que tiene la imágen.
VIDEOS