30 muertos en nuevo ataque a aldea cristiana

Hombres armados atacaron una zona de mayoría cristiana en la que continúan los conflictos con los pastores de etnia fulani, que profesan la religión islámica.
ENLABRECHA.MXComenta la Nota

Jos.- Treinta personas fueron asesinadas por un grupo de hombres armados, que también quemaron 40 casas y se llevaron numerosas cabezas de ganado de un pueblo mayoritariamente cristiano, según denunciaron algunos supervivientes al ataque que se produjo el pasado lunes.

 

Algunas de las víctimas fueron quemadas vivas, de acuerdo con testigos y las fuerzas armadas.

 

El capitán Salifu Mustafa, portavoz militar, dijo que los soldados recuperaron 15 cadáveres, siete de ellos carbonizados, y afirmaron que la cantidad de muertos era menor a la anunciada.

 

Las autoridades suelen minimizar esas cifras de víctimas.

 

El secretario de finanzas de Miyette Alá, una agrupación de la etnia fulani, rechazó las acusaciones en el sentido de que pastores de ésta fueron los responsables del ataque y sostuvo que las acusaciones “deben basarse en pruebas”.

 

El legislador Daniel Dem dijo que el ataque se produjo durante más de cuatro horas, sin que hubiera una intervención de agentes de seguridad. “Tenemos guardias de seguridad ahí, y si el ataque comenzó a las 8 a.m. y duró hasta el mediodía, creo que hay algo extraño. ¿Para qué están las fuerzas armadas allí?”, preguntó.

 

Mustafá dijo que los soldados fueron alertados a las 9.30 a.m., y al desplegarse rápidamente encontraron a “decenas de hombres armados incendiando cabañas, granjas y atacando a personas inocentes”. Dijo que las tropas pidieron refuerzos para combatir a los agresores.

 

Los soldados están emplazados en el pueblo de Riyom, situado no muy lejos de donde ocurrieron los hechos, pero muchas poblaciones se encuentran en montañas de difícil acceso. Riyom está a unos 50 kilómetros de Jos, la capital del estado de Plateau.

 

ENFRENTAMIENTOS POR LA TIERRA

 

Dem señaló que un jefe del pueblo y dos líderes de la comunidad fueron asesinados ahí antes de Navidad, lo que muestra que hay tensiones entre los pastores seminómadas fulani, que son musulmanes, y los granjeros sedentarios de religión cristiana. Ambos grupos suelen enfrentarse por el agua y las tierras.

 

El mes pasado la organización activista Human Rights Watch culpó al gobierno de Nigeria de ignorar los “homicidios masivos” en la parte central del país y de no haber enjuiciado a asesinos conocidos, lo que provoca que la gente tome venganza por su propia mano y esto alimente el ciclo de violencia.

 

En los últimos meses el conflicto ha ido a más, con un registro ascendente de ataques en aldeas cristianas por parte de grupos de hombres armados que podrían estar recibiendo armas y apoyo de grupos violentos de fuera del país. (MundoCristianotv, Protestante Digital).

  


09/01/14
< Regresar

Comenta la Nota

Suscríbete Gratis!!

Recibe en tu correo nuestro boletín diario de noticias.

Envíanos tus Comentarios

Tú comentario es importante para nosotros.

Hombre Mujer Escribe aquí el número que tiene la imágen.
VIDEOS